desenmascarando cinco patrones de pensamiento autolimitantes

Vamos a desentrañar cinco insidiosos patrones de pensamiento que pueden estar atándote a una vida que no deseas, impidiéndote vivirla al máximo.

En primer lugar, abordemos la idea de que la vida es un juego de suma cero entre lo bueno y lo malo. Es decir, ver la vida como una serie de dificultades y, entonces, el éxito o la felicidad parecen como una anomalía temporal. Este sesgo negativo puede llevar a comportamientos autolimitantes, como permanecer en un trabajo o una relación que te hace infeliz. Recuerda que la vida no es intrínsecamente dura y que la buena suerte no es una trampa para el desastre. Empieza a creer que las cosas buenas pueden acumularse y estabilizar tu vida.

A continuación, aborda la creencia de que debes soportar cosas que odias para conseguir la vida que quieres. Imagina que tienes un trabajo que te agota interiormente, pensando que es la única forma de ganar libertad y tiempo. Pero esta creencia sólo sirve para erosionar la calidad de tu vida. Empieza a desafiar este patrón de pensamiento comprendiendo que no puedes odiar tu camino hacia la vida que deseas. Esfuérzate por conseguir lo que te da alegría y satisfacción.

El tercer patrón de pensamiento autolimitante es que la gente suele sentirse responsable de todos los problemas que le rodean. Quizá te encuentres constantemente en una espiral de preocupación por asuntos sobre los que tienes poco control. Es crucial comprender que no todos los problemas que te rodean son tu cruz. Como paso práctico, empieza a distinguir entre los problemas que están dentro de tu esfera de influencia y los que están más allá. Esto te liberará de preocupaciones y ansiedades innecesarias.

Luego está el patrón de pensamiento de que hay que el éxito aporta felicidad y la belleza el amor. Pero el éxito y la belleza son términos subjetivos, a menudo teñidos de ideales materialistas. ¿Y si, en lugar de eso, definieras el éxito como vivir según tus propios términos y la belleza como ser auténtico? Esta autoaceptación es un acto de poder, éxito y belleza en estado puro.

Por último, hablemos de la creencia de que eres la suma de las opiniones de los demás sobre ti. Muchas personas crean su propia percepción basándose en cómo creen que los demás las ven. ¿Y si, en lugar de eso, te tomas tiempo para descubrir quién eres realmente, atendiendo a tus propios criterios? Este proceso cambiará la forma en que el mundo te ve, permitiéndote estar a la altura de tus propias expectativas y no de las de los demás.

Estos cinco patrones de pensamiento pueden estar muy arraigados, pero si los reconoces y los desafías, podrás liberarte y crear una vida que te pertenezca de verdad.

Aquí encontrarás más información sobre nuestros programas de coaching ejecutivo organizacional.

Arriba